El cañonero Rainel Rosario quiere repetir su show

El campeón de Cuadrangulares de la LMB quiere mejorar su gran debut en 2017

El dominicano Rainel Rosario una de las novedades del Mini Camp. (Fernando Valdés)

By Fernando Valdés / Mexican League | February 16, 2018 7:22 PM ET

Saltillo, Coah.- (www.saraperos.com.mx). Viernes 16 de Febrero de 2018.- El cañonero Rainel Rosario, Campeón de Cuadrangulares de la LMB en 2017 con 26 y Subcampéon de Producidas con 104, reportó desde el primer día al Mini Camp de Saraperos, para superar su sobresaliente debut en el beisbol mexicano.

"Me siento muy bien gracias a Dios, aquí desde el primer día para trabajar fuerte, lo que hice el año pasado es materia olvidada, este es un nuevo año, nuevas metas, nuevos propósitos", declaró en medio del primer día de práctica de Saraperos en el parque Daniel Gutiérrez de Ramos Arizpe.

El cañonero dominicano Rainel Rosario, se alzó con el campeonato de cuadrangulares de la liga en 2017 con 26, además de ser el sub campeón en producciones con 104, a una de Ricky Álvarez; cuarto del circuito en anotadas con 83 timbres, además tuvo un gran debut en México con Saraperos, ya que bateó  para un grueso .331 con el madero en 108 juegos, el único jugador del equipo en participar en toda la campaña regular, 19 dobles, 1 triple, 9 robos de base y un grueso .572 de slugging.

"Seguir con mi plan, estudiando a los otros equipos, a los lanzadores, ya sé cómo me pichan, cómo me van a tratar, preparándome mentalmente para este nuevo reto", destacó.

En la última serie de la campaña anterior, Rainel Rosario chocó contra la barda del estadio de Rieleros de Aguascalientes, mostrando gran profesionalismo, a pesar de que el equipo no estaba en zona de calificación, en un primer estudio parecía que sólo era el golpe.

"En realidad tenía el hueso dislocado, ya cuando llegué a mi casa en Estados Unidos empecé a trabajar en eso, en la rehabilitación, consultar con doctores y especialistas de la mano, me dijeron que me operara; trabajé en eso, el equipo cubrió todos los gastos gracias a Dios, me ayudaron bastante con todo, es el propósito de estar desde el primer día, para rehabilitarme y estar al 150 por ciento desde el primer día", confirmó

"Queremos fortalecer lo más que podamos, mi área ofensiva que es el fuerte mío, seguir trabajando en lo que hice el año pasado que me dio muy buen resultado, primero mi recuperación de la mano, que es lo más importante".

Respecto a lo que será una nueva experiencia con el Manager Lenin Picota, dirigente panameño en su primera oportunidad en la Liga Mexicana de Beisbol, platicó "personalmente no lo conocía, pero sí mi compañero Frankie de la Cruz, ha jugado bastante con él, ha sido su manager. Me dijo que venía para acá, que iba a ser el manejador, que era una gran persona y sí, en realidad es una gran persona, tuve la oportunidad de hablar un poco anoche que llegué, una persona muy noble y muy abierta, con muy buenos planes para el equipo, esa es la gente que necesitamos, que nos quieran ayudar como Él, dispuesto a todo y más desde el primer día", subrayó Rainel Rosario.

"Como pudieron ver el año pasado el equipo se mantuvo entre los primeros lugares de bateo, colectivamente, porque en realidad éramos muchos muchachos con condiciones y el pitcheo es algo que siempre sucede, tiene sus altas y bajas, yo diría que era cuestión de que los muchachos cogieran confianza, lo demostraron aunque sea un poco tarde, muchos de ellos recuperaron su confianza, pero lamentablemente estábamos ya descalificados".

"Me imagino que ya ellos vienen con otra mentalidad, de empezar enfocados desde el principio, en realidad tenemos buen pitcheo, además es una temporada corta, donde debemos mostrar resultados inmediatos".

"El formato es nuevo, no lo conozco, me han dicho cómo es, dos meses y medio o tres meses, hay que empezar desde el inicio dando el 100 por ciento, aquí hay que darlo todo, el equipo está obligado para regresar a los primeros planos, como todos los equipos, entre nuestros planes está calificar, ayudar al equipo, meternos al play off".

El cañonero Rainel Rosario fue muy claro, "en realidad lo tenemos que hacer, porque la fanaticada de Saltillo es una afición fiel, siempre estuvo apoyando, sin importar donde estuviéramos en el standing, nosotros tenemos un compromiso de ayudar al equipo, por la directiva, por los dueños del equipo, llevar al equipo lo más lejos que podamos", finalizó.

  

This story was not subject to the approval of the National Association of Professional Baseball Leagues or its clubs.

View More